Lastres, las vistas más bonitas del Cantábrico

Lastres

Ya en más de una ocasión os he mostrado mi admiración por el norte de España. Pero hoy os quiero llevar a un lugar sumamente encantador, que yo apenas conocía hasta hace unos pocos meses. Sabía de antemano la belleza de los pueblos de la costa asturiana, pero nunca imaginé que todos los colores del mundo pudieran encontrarse de la manera más perfecta en el pequeño pueblo de Lastres.

Estamos a unos 60 kilómetros de Oviedo, en uno de los pueblos pesqueros que más me han impresionado nunca. Lastres es como una niña pequeña que se asoma al Cantábrico, con sus faldas de color verde y sus hermosos acantilados. Las casitas blancas parecen escalar las estrechas callejuelas de su centro histórico. Casas de gran sabor marinero que se cruzan a veces con otras más antiguas y que reflejan una nobleza asturiana importante.

Lo mejor es empezar a saborearla desde su puerto pesquero. Pararos un momentito en él y mirar hacia arriba, la sucesión de casas que trepan el horizonte es encantadora. Desde allí hay que estar bien preparados porque iremos subiendo estrechas callejuelas empedradas, pasando por la capilla del Buen Suceso del siglo XVII o la Torre del Reloj, hasta llegar por fin, después de un bellísimo anfiteatro de casas y colores, hasta la Iglesia de Santa María de Sádaba.

Esta iglesia es el auténtico horizonte de Lastres. Fue construida en 1757, y tiene una preciosa torre cuadrada con un reloj. Desde esta iglesia podemos llegar hasta la Ermita de San Roque del siglo XVII. Sin duda que os encantará, sobre todo porque se halla muy cerca de los acantilados y las vistas son preciosas, ya que podremos ver el pueblo de Lastres, el Cantábrico, y al otro lado, la sierra del Sueve.

Desde Lastres, si el pueblo no os maravilla lo suficiente, cosa harto imposible, podéis visitar la tranquila Colunga, ruta costera asturiana del Camino de Santiago. O bien una excursión por la sierra del Sueve y el Mirador del Fitu, desde el que podremos contemplar Colunga y los Picos de Europa. Otras ciudades más grandes que se encuentran cerca son Villaviciosa y Tazones.

Lastres es una maravilla de color en la costa asturiana. Os encantará pasar un fin de semana en ella, viviendo uno de los ambientes más tradicionales del norte peninsular. Sus estrechas y empinadas callejuelas, su puerto pesquero y las vistas al mar desde sus acantilados serán un recuerdo imborrable para aquellos amantes de la naturaleza y la tranquilidad.

Cosas que os serán útiles:

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas: ,

Categorias: Asturias, Lugares de España con encanto, Pueblos con encanto, Viajar por España



Comentarios (1)

  1. Guille García dice:

    Hola

    Tu metáfora de la niña ha conseguido emocionarme, estoy unos días en Asturias y, sin duda, no voy a perderme Lastres.

    Un saludo

Deja tu comentario