Ordos, lujosa ciudad fantasma en Mongolia Interior

ordos

¿Habéis soñado alguna vez pasearos por una ciudad fantasma? Grandes avenidas desiertas, comercios cerrados, teatros y museos sin espectadores y un halo de misterio que podría incluso hasta incomodarnos. La nueva ciudad de Ordos es así. No obstante, lejos de haber sufrido cualquier tipo de catástrofe, la ausencia de sus habitantes tiene que ver con otro tipo de asuntos.

Ordos, la primera y original, es una ciudad de Mongolia Interior. Lo cierto es que en Ordos se vivió, hace poco más de 10 años, un boom económico que haría que los ingresos por familia superaran los de muchas otras ciudades importantes del país. Así pues, la propia ciudad decidió crear un clon de ésta (mucho más lujosa y avanzada) a unos 25 kilómetros de su ubicación real. En pleno desierto de Gobi.

Las obras de construcción comenzaron hace 5 años, momento en el que los ciudadanos más ricos de Ordos compraron terrenos para edificar lujosas casas. Mientras, las empresas constructoras se encargaban de sacar partido (o por lo menos intentarlo) de los terrenos colindantes, con el fin de construir una macro ciudad a la que no le faltara de nada.

Las nuevas clases adineradas hicieron que los planteamientos de esta urbe distaran de los modestos planteamientos de la urbe anterior. Nacerían así altas torres de rascacielos, comercios realmente grandes, avenidas majestuosas y edificios como el Museo Ordos, una verdadera maravilla arquitectónica pero sin ninguna exposición ni visitantes.

Museo de Ordos

¿Cuál es el problema? Pues que 5 años después, la ciudad sigue completamente vacía. Sí, es cierto que alguna familia despistada se ha instalado, pero la imagen general es la de una ciudad desamparada. Nueva y desamparada, pues sus edificios nada tienen que ver con las típicas ciudades abandonadas, derruidos y sin vida. Quizá sea cuestión de tiempo que terminen desgastándose y echándose a perder.

En el momento de su inicio, muchas familias compraron las propiedades para invertir en ellas, pero no se trasladaron. Teniendo en cuenta la subida colosal de precios, debido a la especulación financiera y a partir del boom de la economía china, existe un riesgo bastante grande de explosión de la burbuja inmobiliaria en China; y es que aunque este ejemplo nos parezca realmente insólito, lo cierto es que en China existen un sinfín de ciudades desiertas, quizá no tan grandes pero igualmente sorprendentes.

Es, sin lugar a dudas, una parada bastante extraña. Si nos apetece pasear por una ciudad silenciosa o realizar fotos a una urbe desierta, Ordos es nuestro destino.

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas:

Categorias: China



Deja tu comentario