Miyako, destino tropical en Japón

isla-miyako

Seguro identificas Japón con montañas, volcanes, aguas termales, rápidos trenes y ciudades monumentales pero los paisajes japoneses no se limitan a eso y si enfilas al sur de Tokyo te topas con una verdadera postal tropical que te hace olvidar rápidamente el Monte Fuji.

Hablo de Okinawa, un grupo de islas que forma la prefectura más al sur del país y que se divide en tres grupos: las islas Okinawa, las Miyako y las Yaeyama. Esta parte de Japón es de clima subtropical, bajo las aguas turquesas hay arrecifes de corales y mucha vida marina, en las costas bonitas playas y en tierra firme gente muy amigable, típico de las zonas templadas.

Estas islas son la cuna de la cultura Ryuku, una cultura distinta a la del resto de Japón que fue conquistada durante la Edad Media y que hasta entonces rendía un tributo a China así que estamos en presencia de tradiciones, lenguaje y gastronomía distintos. Una de mis islas favoritas por aquí es la Isla Miyako, a 300 km de la isla Okinawa principal.

Aquí las playas son excelentes, de arenas entre blancas y rosadas, el sol siempre brilla y la temperatura de las aguas invita a hacer buceo y snorkel. Miyako ocupa el cuarto puesto en tamaño dentro de las islas de Okinawa y es una tierra que no tiene montañas. Los pueblos están desparramados entre extensos campos de cañas de azúcar y todos tienen algún servicio turístico, ya sea hoteles, B&B, ryokans, restaurantes, pubs y demás.

Llegas aquí por sus playas y la mejor temporada para disfrutarlas a pleno es entre abril y noviembre cuando el agua alcanza los 25ºC. ¡Genial!. Hay tres playas estupendas, la Sunayama, la Yoshino y la Maehama. Ojo, entre junio y octubre puede haber medusas venenosas en el agua pero lo bueno es que la isla está libre de serpientes (animal frecuente en las demás).

Foto: vía Enchanting Eden

Print Friendly, PDF & Email



Categorias: Japon



Deja tu comentario