La montaña de la Salvación, California

Montaña de la salvación

La capacidad creativa del hombre no dejará jamás de sorprendernos. Muchas veces esta capacidad unida a la fe da como resultados monumentos impresionantes y lugares increíbles. Y es que como ya se dice la fe mueve montañas, aunque en este caso mejor dicho las crea.

Leonard Knight podría ser el ejemplo perfecto de un arquitecto excéntrico movido por el amor y la fe en Dios. Se crea o no en el mensaje final de esta obra, lo cierto es que es indiscutible el asombro que el visitante siente al observarla.

Salvatium Mountain es una montaña artificial creada desde 1985 de la mano de este personaje en la zona más baja del desierto de California, próximo a Niland. Las dimensiones de este monumento religioso alcanzan la altura de un edificio de 3 plantas, algo que quizá llama la atención aún más al conocer el material con el que se ha construido, adobe, paja y litros y litros de pintura (al parecer donada por los feligreses que acuden a este templo de Dios).

Mucha gente aprecia esta obra, no sólo por el sentimiento religioso que puede despertar en el visitante, también por la evidente dificultad que conlleva crear esta gran montaña artificial. Sin embargo en sus inicios se encontró con la oposición directa del estado, el cual aseguraba que esta construcción se había realizado en un terreno con suelo tóxico. Al parecer, los posteriores análisis propiciados por el propio Leonard indicaron que eso no era cierto, con lo cual el monumento siguió con su construcción. Mucho más tarde, en 2002 una senadora decidió nombrarlo Tesoro Nacional. A partir de ese momento parece ser que la supervivencia de este monumento al amor y la paz está asegurada ya que en todo momento deberá ser protegido y respetado.

Knigh intenta transmitir sus fuertes creencias religiosas al mundo, un mensaje que según él le inspira su amor por Dios. Todo ello se materializa en la creación de esta elevación artificial del terreno. Una escalera de adobe acompaña al visitante a la cima, donde habita una enorme cruz. En todo el recorrido es posible observar fuertes colores que crean formas de la naturaleza como pájaros, arboles y flores además de distintas escenas de la Biblia. También es posible observar frases como “Jesús, soy un pecador, por favor, entre en mi cuerpo y mi corazón”.

El interior de la montaña está completamente hueco. En este espacio se encuentran las distintas habitaciones que sirven de vivienda a la actual comuna de outsiders y ex hippies que ocupa el lugar así como otras dependencias como una capilla en la que se reúnen y hablan con su Dios. Sin duda alguna un lugar único en el mundo que merece ser visitado.

Foto vía: foro-cualquiera.com

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas:

Categorias: Estados Unidos, Lugares increibles, Viajar por América



Deja tu comentario