Lourdes, un nido de fe al pie de los Pirineos

Rodeada de ríos, montañas y valles, la encantadora urbe de Lourdes, en la que habitan poco más de 15.000 habitantes recibe año tras año a 5 millones de personas, una cifra que sólo es creíble cuando se observan las largas filas de peregrinos y turistas que hay esperando para entrar en la gruta, de la cual brota un agua que es considerada sanadora y milagrosa.

Aprovechando su excepcional ubicación, se pueden ir al Pic du Midi de Bigorre, donde se puede subir en teleférico hasta el Observatorio Astronómico y una vez arriba, desde las terrazas y disfrutando de un café, se puede contemplar una de las vistas mas bellas hacia los Pirineos.

A su vez, se puede disfrutar del spa de termas Aquensis, donde el pase de dos horas cuesta 16 euros. Éste es el lugar perfecto para quienes buscan bienestar y relajación, ya que lo encontrarán en sus numerosas piletas, saunas y jacuzzis al aire libre.

Santa Bernardita fue la pastorcita que tuvo la visión de la Virgen.

La visita obligada se encuentra en el Museo de Cera, más conocido como el Museo de Grevin. A través de 18 escenas se pueden ver mas de 100 personajes, de tamaño natural, hechos completamente de cera, hechos por los artistas que decoraron el Museo de Grevin en París. Las tarifas son las siguientes: los adultos pagan 6€, los niños de 6 a 12 años pagan 3€ y los estudiantes 5,40 €. Los horarios de apertura son (de Abril a Octubre) de 9:00 a 12:00 y de 13:45 a 18:30. Desde el 14 de Julio al 31 de Agosto, se encuentra abierto sin interrupción.

Para quien busca hospedarse en la ciudad, un buena opción es el Hotel Notredame de la Sarte, que ofrece tarifas asequibles. Puedes hacer tu reserva en: Top10hoteles.

Print Friendly, PDF & Email



Categorias: Francia, Viajar por Europa



Deja tu comentario