Écija, barroca y esbelta

Ecija en Sevilla

Situada al este de la provincia de Sevilla, a unos 90 kms. de su capital, se encuentra la elegante y bonita ciudad de Écija.

Enclavada en un extenso y llano territorio del Valle del Genil, que propicia las altas temperaturas veraniegas que llega a alcanzar, motivo por el que se le conoce y que le caracteriza como la ciudad del sol o la sartén de Andalucía, aún cuando el rasgo que la distingue son sus once torres barrocas de sus iglesias, que se levantan esbeltas sobre sus casas y que componen en su conjunto una bella y particular estampa que la definen.

La ciudad de Écija, cuyo origen data del siglo VIII a. C., gozó desde su época romana de gran relevancia por su situación, su riqueza olivarera, su actividad fluvial y como centro cultural y religioso, durante la época visigoda, islámica y cristiana. Pero es en el siglo XVIII, considerado el “siglo de oro ecijano”, cuando adquiere su mayor esplendor debido a la concentración de la propiedad y del poder eclesiástico y aristocrático, concediéndose numerosos títulos nobiliarios y construyéndose cuantiosos edificios civiles y religiosos, palacios, casas nobles, conventos e iglesias, que la hacen ser valorada como la ciudad más barroca de Andalucía, siendo sus once torres barrocas las que le dan la fama.

De entre sus edificios religiosos caben destacar la Iglesia de Santa María y la Iglesia de San Juan, con sus dos torres más bellas; la Iglesia de Santiago, declarada Monumento Nacional con categoría de Bien de Interés Cultural, de estilo gótico-mudéjar del siglo XV y la Iglesia Mayor de la Santa Cruz, que guarda en su interior un interesante sarcófago paleocristiano del siglo V.

Hay que continuar nuestro recorrido en Écija por la Iglesia de San Gil, con su torre considerada la más elegante de la ciudad y que cuenta con una bien tratada cantería y azulejería, o la Iglesia de la Limpia Concepción de Nuestra Señora, templo declarado Bien de Interés Cultural, con una excepcional ornamentación, estupendos retablos e imágenes y un magnífico órgano considerado uno de los mejores de España.

También resultan de interés la Iglesia de Santa Bárbara, la Iglesia de San Francisco, la Iglesia de Santa Ana, la Iglesia de la Victoria y la Iglesia del Carmen. Resaltable resulta también la fachada renacentista del Hospital de La Concepción y numerosos conventos que completan la arquitectura religiosa de Écija.

Muchos son los palacios y casas-palacios que se pueden visitar en la ciudad, pero de entre todos ellos hay que hacer mención especial del Palacio de Peñaflor y del Palacio de Benamejí, declarados ambos Monumento Nacional y protegidos como Bien de Interés Cultural. También es de gran interés el Palacio de Valhermoso, el Palacio de Justicia, el Palacio de Palma, el Palacio Almenara y el Palacio de Santaella.

Todos estos monumentos se pueden ir visitando en un agradable recorrido por las calles y plazas de este bonito pueblo de Écija. El propio paseo tiene encanto en sí mismo cuando lo hacemos por las calle Sor Ángela de la Cruz, la calle Garcilaso, la calle Arcipreste Aparicio, la calle Mármoles, la calle Secretario Armesto, la Trasera de los Marroquíes o la calle Bizco Pardal; o atravesamos la plaza de Santa María, la plaza de San Juan, la plaza de la Constitución, la plaza de Santiago, la plaza de Colón, la plaza Cerrada o la preciosa plaza de Santa Cruz.

Pero una cosa sí que se nos antoja muy importante que hacer. Antes de iniciar este maravilloso paseo y visitar todos estos magníficos monumentos hay que prepararse con un estupendo desayuno. Una buena pieza de pan bien horneado y calentito, rociada de un extraordinario aceite de oliva, que lo suelen ofrecer en casi todos los bares-cafeterías de la ciudad, añadirle un poquito de sal y…¡qué rico!.

La ciudad de las torres, esbelta y barroca, elegante, merece mucho la pena.

Foto vía: destino.me

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Pueblos con encanto, Sevilla, Viajar por España



También te interesará...

Comentarios (1)

  1. Astitour dice:

    En Astitour, proponemos una forma diferente de conocer la historia y el patrimonio de Écija, a través de visitas culturales teatralizadas.
    Estaremos encantados de acompañar a nuestros visitantes a conocer Écija, la ciudad de las Torres y Palacio Andaluz del Sol, punto de encuentro del Arte y la Luz.

Deja tu comentario